Un caballo de 30 años fue abandonado tras años de abusos

 

Arthur, un caballo de tiro belga, pasó la mayor parte de su vida como caballo de trabajo en una comunidad agrícola de Nueva Inglaterra. Pero cuando cumplió 30 años, ya no lo necesitaban.

Desde entonces, fue de subasta en subasta y de comerciante en comerciante. Durante su viaje, conoció a otro caballo llamado Max con el que se hizo muy amigo. Los dos se dirigían a una subasta de alto riesgo en New Holland, cuando Cindy Daigre, fundadora de Ferrell Hollow Farm Senior Horse Sanctuary en Tennessee, los rescató.

Daigre vio a los dos caballos en una página web en la que los caballos estaban siendo subastados. Vio lo demacrados y en tan mal estado que estaban, que supo que tenía que hacer algo para salvarlos. «Me contaron que a Arthur lo mataron de hambre a propósito mientras esperaba para ir a la siguiente subasta y que el hombre que lo tenía solía vender los caballos viejos y delgados al «hombre de los gatos» con gatos exóticos para obtener carne», dijo Daigre a The Dodo. «Estaba horrorizado» Así que, afortunadamente, con la ayuda de otras personas, Daigre pudo contratar a un transportista y llevar a los dos caballos a su santuario.

Aunque los caballos estaban ahora a salvo, Daigre sabía que tendrían un largo viaje para recuperarse. Arthur estaba tan flaco y débil que ni siquiera podía levantarse por sí mismo. Estaba agotado y se limitaba a tumbarse en el suelo sin ganas de comer ni de divertirse.

Finalmente, Arthur se instaló en el santuario y empezó a comer. Comenzó a fortalecerse cada día. Pero la recuperación no sería tan fácil para su mejor amigo Max.

«Max tiene una lesión en la espalda con problemas neurológicos y en los pies», dijo Daigre. También tiene cicatrices por todo el cuerpo debido a los abusos sufridos en el pasado. «Fue maltratado físicamente y al llegar estaba lleno de miedo y no le gustaba la gente. Era peligroso trabajar con él»

Aunque trabajar con estos caballos era un reto, Daigre nunca se rindió. Al año del rescate, empezó a ver mejoras drásticas con Max. Ahora, dos años después de su rescate, ambos caballos están extremadamente sanos, fuertes y son muy dulces.

Arthur también tiene ahora una larga y hermosa crin que trenzan en verano para mantenerlo fresco. Tanto Arthur como Max siguen siendo los mejores amigos y les encanta pasar tiempo juntos. «Tienen una amistad formada por la tragedia y luego por la compasión», dijo Daigre.

Related Posts

Ex-Google Engineer Says Layoff Via Email Was ‘Slap In The Face’ After 20 Years Of Service

A former Google software engineer expressed frustration about the company’s layoffs in a now-viral Tweet and what he described as “slap in the face” kind of way…

You will always be my 𝑏𝑎𝑏𝑦, but for now you are my new𝐛𝐨𝐫𝐧

Being a mother is physically and emotionally exhausting in the first few months after your 𝑏𝑎𝑏𝑦’s 𝐛𝐢𝐫𝐭𝐡. However, there’s no denying that it comes with its own…

Body Cam Footage Released Showing Incident Between Police And Tyre Nichols; Waited 22 Minutes For Ambulance

Five former Memphis police officers are charged with second-degree murder in the beating death of Tyre Nichols, a motorist fatally injured after a traffic stop. Breaking news:…

Abandoned Dog Roams The Street With A Piece Of Paper Tied To His Neck That Reads: ‘Please Love Me’, And The Heartbreaking Story Behind

A Tennessee animal shelter reunited an abandoned dog with her homeless owner after the fluffy companion was left with a heart-wrenching note that explained she didn’t have the means to take…

Pit Bull Frantically Grabs Baby And Pulls Her Out, Mom Ran After Not Believing What She Was Seeing Outside The House

Nana Chaichanhda kept chanting the same thing over and over again: “I owe Sasha my life.” While everyone in the neighborhood was asleep, there was an inferno…

Husband Of Police Officer Murdered On Duty Struggles To Raise Baby, Then 32-pound Delivery Arrives In Mail

A group of California mothers are taking it upon themselves to help a 4-month-old 𝑏𝑎𝑏𝑦 whose police officer mother was shot and 𝓀𝒾𝓁𝓁ed in Palm Springs on…